La información SIMERT que deja dudas

Loja.- El Sistema de Estacionamiento Pagado, que opera en la ciudad de Loja, exige la compra de un documento llamado TARJETA SIMERT, que tiene un costo económico de 1.50 dólares americanos, dineros que ingresan al patrimonio económico neto del Gobierno Municipal de Loja para construir infraestructura de desarrollo humano y espacial del Cantón. Hasta allí, la confianza de los recursos económicos y fuentes de trabajo que genera el SIMERT a favor del presupuesto del Estado cantonal.

Durante un año, se documentó dichas tarjetas para tener una visión real del verdadero poder económico que desprende el SIMERT Municipal a favor de las arcas municipales; recursos económicos que deben de tener un balance y datos estadísticos de lo prospero que resulta ser y los niveles de infraestructura de control tecnológico que debería de existir en los actuales momentos.

Las tarjetas SIMERT, de acuerdo a la ordenanza recaudadora vigente, no dice nada sobre mecanismos y aspectos jurídicos de control de emisión, tipos de imprenta, seguridad tecnológica y especialmente sobre la monetización del número de especies valoradas que deben haber sido consideradas por la ordenanza y jefatura de rentas municipales.

El Concejal Patricio Lozano en el programa Expresión Polítika, que se transmite los sábados a las 07H30, por radio Planeta 106.1 FM, SR. Radio y Diario La Hora, afirmó que no se ha hecho una verdadera fiscalización al tema “Simert”, porque la numeración que se emite en su impresión no cuadra con la información que se entrega de parte de los directivos del Simert.

Sostiene que la Alcaldesa ha intentado corregir estas presuntas irregularidades, pero quien debe dar mayor información es el director financiero sobre el lote de impresión que se envía a imprimir, para ser comercializadas en la ciudad.

La realidad de las tarjetas

El Municipio, a través de la Dirección del SIMERT, realizan la distribución de tarjetas amarillas y azules en toda la zona de influencia SIMERT, para ser puestas a la venta de los usuarios, tarjetas que se venden libremente en establecimientos comerciales, kioscos de personas con capacidades diferentes; e incluso, funcionarios de control operativo SIMERT venden dichas especies de tarjetas.

Los documentos SIMERT de Expresión Polítika, detallan información valiosa para exámenes de fiscalización del Cabildo y especialmente de la Contraloría General del Estado, por la información no legislada e inexacta que se halla en las mismas.

Patricio Lozano, indica que hay una deficiencia e inconsistencia en las emisiones y numeración de tarjetas, es muy evidente que “hay duplicidad de tarjetas, algo pasa o alguien está sacando la copia del sello, sellando por fuera del Municipio o lo más grave, en el municipio mismo, realmente están prestando el sello y la firma; esto es, muy grave que debería investigarse este tema desde cuándo está sucediendo?, quién está permitiendo esta complicidad con el municipio, con los funcionarios o realmente es gente externa que está haciendo daño al Municipio de Loja”.

Tarjetas amarillas

Primer caso: Tarjeta de color amarilla, con numeración 1´056.988, impresa el año 2021, cuya numeración de emisión consta de la siguiente forma: 2´010.001 al 2´110.000, tarjeta que fue adquirida por un usuario y llenada la información para su uso de estacionamiento el 26 de mayo del año 2022. A un ciudadano, por tener tarjeta caducada por fecha, es multado con la multa de mayor valor. En este caso, el número asignados a la tarjeta no concuerda con la numeración de inicio, pero de numeración final.

Segundo Caso: Tarjeta de color amarillo, con numeración 2´120.315, impresa el año 2022, mes de marzo, cuya numeración de emisión consta de la siguiente forma: 2´110.001 al 2´250.000, información llenada por el usuario para su utilización el 17 de octubre del 2022. Allí no existe problema alguno; pero revisando otras tarjetas como la 2´201941, genera una duda, son iguales, numeración de emisión coinciden exactamente con la tarjeta anterior; pero la duda surge si esa tarjeta es válida, su utilización por el año de impresión en el 2022 y utilizada en el año 2023, como se lleva el control de contabilidad sobre emisiones y años fiscales; la ordenanza no dice nada sobre ello.

sr.simert

sr.simert

Tercer Caso: Tarjeta de color amarillo, con numeración 2´132.500, impresa el año de 2022, mes de DICIEMBRE, cuya numeración de emisión consta de la siguiente forma: 2´132.042 al 2´134.541, tarjeta ocupada por el usuario 9 de enero del 2023. Las numeraciones de emisión y del mes de impresión no concuerdan con la numeración de 2´110.001 al 2´250.000, emanando la información que existe una matriz de impresión para un lote de cerca de 2500 tarjetas impresas. La Ordenanza no aclara mecanismos o formas de como remplazar lotes de tarjetas, como en el presente caso de cerca de 2500, cuando hayan presentado casos de deterioro; la ordenanza no especifica nada de ello.

Tarjetas Azules

Primer caso: Tarjeta de color azul, con numeración 1´056.211, impresa el año 2020, cuya numeración de emisión consta de la siguiente forma: 800.001 al 10´ 000.000, tarjeta rayada por el usuario el 23 de abril del año 2022. La información que describe la tarjeta es de una impresión de cerca de 9 millones de tarjetas.

Segunda Caso: Tarjeta azul, con numeración 1´125.945, impresa el año 2021, cuya numeración de impresión consta de la siguiente forma: 1´000.001 al 1´150.000. Tarjetas de SIMERT que son expendidas en locales comerciales y kioscos de las personas con capacidades diferentes.

En los casos antes mencionados, tarjetas amarillas y azules, se demuestra la posible existencia de datos que no concuerdan con números de emisión e inclusos lotes de tarjetas dentro de otras emisiones; perjuicio de solvencia del SIMERT hacia el ciudadano, ya que no garantiza legitimidad de lotes e impresiones, motivado por lo deficiente de la seguridad jurídica de la ordenanza vigente, que lo único normado es imponer las multas y no así la monetización de las tarjetas SIMERT.

El Cabildo del cantón Loja deberá de fiscalizar profundamente las tarjetas SIMERT. Desde la emisión de impresión, fechas e incluso la seguridad de las matrices de imprenta para tranquilidad de la ciudadanía, de creer que las tarjetas que se expenden son legítimas y no llenando el bolsillo de avivatos que se sirven de la escueta ordenanza del SIMERT.

 

Related Posts

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com