Prevención y diagnóstico de la osteoporosis en mujeres postmenopáusicas

Loja.- Este 20 de octubre se conmemora un año más del Día Mundial de la Osteoporosis, una fecha dedicada a aumentar la conciencia pública sobre esta enfermedad y promover la prevención, diagnóstico y tratamiento adecuados, especialmente en mujeres postmenopáusicas, quienes cuenta con un alto riesgo de desarrollar esta enfermedad silenciosa.

Según la Organización Mundial de la Salud, la osteoporosis se caracteriza por una insuficiencia de masa ósea y un deterioro estructural de este tejido, lo que resulta en un incremento en las fracturas, en su mayoría de cadera, columna y muñeca. En Ecuador, la Sociedad Ecuatoriana de Reumatología (2018) señala que una de cada tres mujeres mayores de 50 años padece esta patología.

La osteoporosis al ser una enfermedad que se presenta sin síntomas puede pasar desapercibida hasta que haya avanzado significativamente. Según la doctora Hilda Orozco, ginecóloga del Hospital de los Valles, la osteoporosis es un proceso asintomático que disminuye la densidad mineral ósea, generalmente se manifiesta en la menopausia debido a la disminución del efecto protector de las hormonas femeninas.

“Dado que la osteoporosis no presenta síntomas clínicos evidentes, la única manifestación es cuando se produce una fractura. Por esta razón recomiendo que de manera preventiva se realicen estudios de la pérdida de masa ósea en mujeres postmenopáusicas”, puntualiza la doctora.

Diagnóstico:

La densitometría es el examen más sensible para cuantificar la masa ósea y permite calcular la probabilidad de fractura considerando la densidad mineral ósea, edad y etnia de la paciente. Este examen se debe realizar cada 2 años, a partir de los 55 años o luego de 24 meses de haber dejado de menstruar en la menopausia.

Prevención:

La doctora Orozco, comenta que las mujeres pueden reducir el riesgo de desarrollar osteoporosis después de la menopausia mediante acciones como:

 Dejar de fumar

 Aumentar la ingesta de calcio

 Suplementarse con vitamina D

 Realizar actividad física

 Evitar el uso prolongado de glucocorticoides, administrar estrógenos si es necesario y reducir el riesgo de caídas.

La alimentación y la nutrición desempeñan un papel crucial en la salud ósea de las mujeres postmenopáusicas. Se recomienda una dieta variada y equilibrada, prestando especial atención a un adecuado aporte de calcio. Es importante evitar la ingesta de alimentos ricos en fitatos (lentejas, garbanzos, porotos, nueces, maní, almendras, semillas de linaza, arroz integral y blanco), junto con lácteos, ya que estos compuestos disminuyen la biodisponibilidad del calcio. Para aquellas mujeres sin tolerancia a productos lácteos o veganas, existen fuentes vegetales ricas en calcio, como las brasicáceas, el tofu, las legumbres y las bebidas vegetales enriquecidas con calcio.

La doctora Orozco enfatiza que la prevención y el manejo de la osteoporosis en mujeres postmenopáusicas son fundamentales para mantener una buena salud ósea.

Recomienda que es necesario tomar medidas de cuidado para reducir los factores de riesgo y complementar con una dieta adecuada, exámenes, y en caso de diagnóstico, seguir un tratamiento personalizado.

Related Posts

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com