Home Posts tagged EE.UU.

COMUNIDAD INTERNACIONAL RESPALDA AL GOBIERNO DEL ECUADOR EN LA LUCHA CONTRA EL TERRORISMO (VÍDEO)

Quito.- La mañana de este miércoles 10 de enero, el presidente de la República, Daniel Noboa Azin, mantuvo una reunión con el cuerpo diplomático y organismos internacionales acreditados en el Ecuador, quienes expresaron su irrestricto apoyo al Gobierno ecuatoriano y a las firmes decisiones adoptadas frente a los actos de violencia perpetrados por grupos terroristas en el país.

Durante el diálogo con los representantes diplomáticos el presidente señaló: “Hemos tomado medidas que gobiernos pasados no tuvieron la decisión de hacerlo.

Estamos viviendo en un estado de guerra en contra del terrorismo”.

El Primer Mandatario agradeció las potentes manifestaciones de respaldo al Ecuador, lo que evidencia la decisión de sumar esfuerzos con la cooperación internacional para combatir estas conductas delictivas transnacional. “Estos grupos han sembrado miedo y desesperación en la ciudadanía y es momento de combatirlos de frente”, enfatizó.

El Presidente Noboa manifestó que, a nivel interno, con un espíritu profundamente democrático, ha requerido el apoyo de las demás funciones del Estado. La Función Judicial y la Asamblea Nacional actuarán, dentro del ámbito de sus competencias, con este objetivo.

La canciller Gabriela Sommerfeld agradeció el respaldo de la comunidad internacional en momentos en los cuales debe prevalecer el estado de derecho, la institucionalidad democrática y, sobre todo, la seguridad de la ciudadanía.

 

APOYO TRANSFRONTERIZO A LAS VÍCTIMAS DE LA TRATA DE PERSONAS EN PERÚ Y ECUADOR

(Redacción LA ONU).- Un equipo binacional respaldado por la ONU lucha contra la trata de personas y vela por la aplicación de la ley y la justicia penal en esos países sudamericanos para prevenir el delito o bien ayudar a que las víctimas reciban asistencia lo más pronto posible. En vista de los buenos resultados de la iniciativa, varias naciones de la región seguirán el modelo.

Cuando una migrante venezolana huyó de sus agresores en Ecuador y cruzó ilegalmente la frontera con Perú, podría haberse enfrentado a la deportación y a un mayor trauma.

En cambio, gracias a un proyecto iniciado por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), recibió el apoyo y la protección que necesitaba, a pesar de su situación migratoria irregular.

La mujer, de 29 años, era víctima de trata de personas y había sufrido explotación sexual y trabajos forzados en numerosos lugares tras ser engañada para que aceptara una falsa oferta de trabajo como mesera.

Había caminado varias horas con su hijo y su hermano antes de llegar a la ciudad fronteriza de Tumbes, donde denunció su caso a las autoridades peruanas.

«En estos casos, la ayuda inmediata y especializada es esencial. Por eso hemos creado el ‘Equipo Binacional de Respuesta Inmediata’ entre Perú y Ecuador», explica Gilberto Zuleta, un experto en prevención del delito de la UNODC asentado en Perú.

«Este equipo reúne a todas las autoridades competentes en materia de lucha contra la trata de personas, aplicación de la ley y justicia penal de ambos países para garantizar que las víctimas reciban un apoyo rápido y tengan acceso a la justicia», detalla.

El Equipo Binacional de Respuesta Inmediata forma parte de la iniciativa TRACK4TIP, cuyo objetivo es combatir la trata de personas, especialmente de migrantes venezolanos, en América del Sur y el Caribe.

Una respuesta rápida y adecuada

El paso fronterizo de Tumbes entre Perú y Ecuador es muy frecuentado por migrantes venezolanos que se desplazan de país en país para intentar llegar a Norteamérica.

Cuando un caso o presunto caso de trata de personas es denunciado a las autoridades en cualquier lado de la frontera por la víctima u otra parte interesada, se notifica al Equipo Binacional y se activa una reunión en un plazo de 24 horas.

Los puntos focales de las instituciones nacionales responsables de responder a los casos de trata de personas forman parte de dicho Equipo y, cuando es necesario, también se incluye a las organizaciones no gubernamentales.

Con el apoyo de la UNODC, se analiza el caso para determinar el tipo de asistencia necesaria, los riesgos para la víctima, la necesidad de iniciar un procedimiento judicial y si debe expedirse un visado por motivos humanitarios.

El enfoque está centrado en la víctima, lo que significa que las necesidades de las víctimas están en primera línea de las intervenciones del Equipo Binacional.

Desde el lanzamiento del proyecto, junto con los Ministerios del Interior y Fiscalías de Perú y Ecuador en abril de 2022, el Equipo ha identificado y asistido adoce víctimas de trata de personas de Venezuela, Ecuador, Colombia y Perú.

Migrantes venezolanos y vulnerabilidad a la trata de personas

Los migrantes venezolanos corren el riesgo de ser víctimas de trata en toda Sudamérica debido principalmente a su situación económica y migratoria, dice Gilberto Zuleta, de la UNODC.

“No tienen una fuente de ingresos y, debido a su situación migratoria irregular, no tienen acceso al mercado de trabajo regular en los países donde residen”, precisa.

Zuleta añade que se observa mucha explotación en sectores como la pesca. “Las condiciones de trabajo y la remuneración son malas. Si los migrantes se quejan, les dicen que los denunciarán a las autoridades y los deportarán”, abunda.

Los migrantes también corren el riesgo de ser víctimas de trata varias veces en distintos países a medida que se desplazan por la región en busca de refugio y seguridad.

Ampliación de los equipos de respuesta inmediata

El éxito del Equipo Binacional de Respuesta Perú-Ecuador ha generado interés por el establecimiento de equipos similares en las fronteras entre otros países de la región.

“Otros países de la región están interesados en establecer respuestas binacionales similares, y la UNODC ya está trabajando con las autoridades pertinentes», afirma Gilberto Zuleta.

La iniciativa TRACK4TIP ha sido implementada en ocho países de Sudamérica y el Caribe por la UNODC con el apoyo de la Oficina de Vigilancia y Lucha contra la Trata de Personas del Departamento de Estado de Estados Unidos. El proyecto está gestionado por la Sección de Trata de Personas y Tráfico Ilícito de Migrantes de la UNODC.

 

Informático sueco dice que no fue interrogado por la Fiscalía de Ecuador

Quito.- (EFE).- El informático sueco Ola Bini, recién liberado de prisión y pendiente de una causa por supuesto espionaje informático en Ecuador, aseguró este sábado a Efe que durante los 70 días que estuvo arrestado no fue interrogado «ni una sola vez» y que es víctima de una «persecución política».

«Nunca me interrogaron. Desde que me detuvieron en el aeropuerto, nunca me han preguntado nada fuera de la contraseña de mis dispositivos», dijo Bini a Efe en una entrevista, tras su liberación el jueves después de que una corte aceptara un recurso de habeas corpus.

Amigo personal del fundador de Wikileaks, Julian Assange, Bini insistió en que «nunca se le hicieron preguntas», y que la contraseña no estuvo dispuesta a darla sin saber de qué se le acusaba.

Experto en seguridad en internet, Bini fue detenido el 11 de abril en el aeropuerto de Quito cuando se disponía a coger un vuelo con destino a Japón, con la intención de seguir sus prácticas en artes marciales.

Era el mismo día en que Ecuador puso fin al asilo de Assange en su embajada en Londres, una decisión que Bini interpretó como «triste» y «decepcionante».

Sobre su propio caso, el experto informático aseguró que Ecuador no tiene pruebas de nada contra él, porque no ha cometido ningún crimen, y exhortó al Ministerio Fiscal a que revele las evidencias.

«Estuve preso sin que haya ninguna evidencia», aseguró en un encuentro con Efe en uno de los edificios más lujosos del centro financiero de Quito, donde habló de su experiencia en la cárcel del Inca -a unos kilómetros- y de su relación con Assange.

«Fue una experiencia muy, muy difícil, tanto física como mentalmente. La peor parte fue no saber cuanto tiempo iba a estar ahí», aseveró sobre su experiencia en una prisión ecuatoriana.

El jueves, la Corte Provincial de Pichincha puso fin a su arresto preventivo al considerar que se habían violado sus derechos, y dijo que su detención había sido «arbitraria, ilegal e ilegítima».

Una decisión que puso en evidencia la rapidez con la que se le había arrestado después de cancelar el asilo a Assange.

La ministra del Interior del país, María Paula Romo, dijo en su momento que se temía una ola de ataques informáticos de parte de seguidores del activista de Wikileaks, y que Bini le había visitado «en catorce ocasiones» y disponía de los medios para hacerlo.

Una interpretación que deberá probar la fiscalía en el plazo de 90 días, que se cumplen el próximo 10 de julio, o dejarlo definitivamente en libertad.

«Teniendo en cuenta que no me habían respetado mis derechos legales, no estaba seguro de que me fueran a dejar salir después de los 90 días», señaló Bini sobre uno de sus principales temores en prisión, donde solía leer y escribir poemas para mitigar sus dificultades y temores.

También negó cualquier relación laboral con WikiLeaks o con Assange, a quien llegó en 2013 por intermedio de un amigo en común.

«Pocos recuerdan que Assange, como yo, era programador», dice de su relación, aunque se negó a dar detalles de sus últimas conversaciones con él apelando al derecho a la «privacidad».

La ultima vez que lo visitó fue en enero o febrero de 2019, tres meses antes de que Ecuador pusiera fin al asilo y con ello Assange quedara expuesto a la detención por Reino Unido y a la posterior demanda de extradición por EEUU, donde es requerido por violación de secretos, y Suecia, que lo requiere por delitos sexuales.

China exige a Canadá que libere a la ejecutiva de Huawei o enfrente las consecuencias

(El Clarin).- En una escalada del conflicto, China advirtió a Canadá que habría graves consecuencias si no liberara de inmediato a la directora financiera de Huawei, Meng Wanzhou, detenida desde hace una semana por pedido de Estados Unidos, y calificando el caso de «extremadamente desagradable».

Según la agencia Reuters, el viceministro de Relaciones Exteriores chino, Le Yucheng, convocó al embajador de Canadá en Beijing para presentarle una “fuerte protesta” y advertirle las consecuencias de la medida.

Meng Wanzhou, directora financiera del gigante tecnológico Huawei e hija del fundador, fue arrestado en Canadá el 1 de diciembre por pedido de las autoridades judiciales de Estados Unidos, quienes alegan que ocultó los vínculos de su compañía con una firma que intentó vender equipos a Irán, violando las sanciones internacionales.

La Justicia canadiense debe determinar ahora si la extradita a territorio estadounidense. Si es así, enfrentaría cargos de conspiración para estafar a múltiples instituciones financieras, con penas que podrían superar los 30 años de cárcel.

El comunicado dado a conocer por el Ministerio de Exteriores chino sostiene que la detención de Meng en Vancouver, mientras hacía una escala en viaje México, fue una grave violación de sus derechos legales. La medida “ignoró la ley, fue irrazonable» y “extremadamente desagradable”, agregó.

«China insta encarecidamente a la parte canadiense a que libere de inmediato a la persona detenida y proteja seriamente sus derechos legítimos. De lo contrario, Canadá debe aceptar la responsabilidad total por las graves consecuencias causadas”, finaliza el texto.

Cómo Ecuador se volvió parte de la «trama rusa» que amenaza al gobierno de Donald Trump

(Por. BBC Mundo).- La «trama rusa» tiene ahora una página abierta en América Latina.

La investigación sobre la supuesta intervención del Kremlin en las elecciones de 2016 en Estados Unidos ya no solo apunta a supuestos hackeos o conexiones del equipo de Donald Trump con aliados de Vladimir Putin.

Desde finales del mes pasado, un país de la región ha comenzado a nombrarse como parte de las pesquisas: Ecuador, la nación que da asilo desde agosto de 2012 en su embajada de Londres al líder de WikiLeaks, Julian Assange, buscado por la justicia británica y señalado por sus críticos de ser cercano al mandatario ruso.

Julian Assange, el polémico hombre detrás de WikiLeaks

Ecuador busca mediador para solucionar la «insostenible» situación de Julian Assange, que lleva 5 años asilado en su embajada en Londres

Y es que, según informaron medios estadounidenses cercanos a la investigación que lleva adelante el fiscal Robert Mueller, Paul Manafort, quien fuera jefe de campaña de Trump, viajó a Quito en mayo 2017 y se reunió con Lenín Moreno (entonces recién electo presidente) en unas circunstancias poco esclarecidas.

Un reporte publicado el lunes por The New York Times indica que Manafort, que actualmente es de los principales implicados en la investigación por la «trama rusa», viajó al país latinoamericano en búsqueda de oportunidades de negocio con una empresa china, pero las conversaciones no quedaron ahí.

De acuerdo con el diario, uno de los temas que salió a relucir fue el conflicto diplomático entre Washington y Quito por el destino del fundador de WikiLeaks y sus posibles soluciones.

El reporte, que cita fuentes de inteligencia y cercanas a la investigación de Mueller, asegura que Manafort sugirió que podría ayudar a negociar un acuerdo para que el país sudamericano entregara a Assange a EE.UU.

A cambio, el gobierno de Moreno obtendría concesiones como el alivio de la deuda de Washington, según el reporte.

El acuerdo nunca llegó a concretarse, pero el mapa de conexiones entre Manafort, Assange, WikiLeaks y Ecuador no termina ahí.

Antecedentes

La semana pasada, la televisora CNN informó que el equipo de Mueller investigaba una reunión de 2017 entre Manafort y Moreno y que el fiscal especial estaba «específicamente interesado» en averiguar si los temas de WikiLeaks y Assange formaron parte de las conversaciones.

Tras la filtración de los encuentros de Moreno con Manafort a finales de noviembre, el gobierno ecuatoriano admitió que éstos habían tenido lugar como parte de las conversaciones con una delegación china interesada en adquirir acciones de la Corporación Nacional de Electricidad.

Sin embargo, nada se dijo sobre los supuestos diálogos en torno al destino de Assange.

Un asesor de Manafort, no obstante, reconoció este martes que el tema del fundador de WikiLeaks sí formó parte de las conversaciones, aunque por iniciativa del mandatario ecuatoriano.

«Cuando Manafort se reunió con el presidente Moreno de Ecuador para discutir el Fondo de Desarrollo de China, el presidente mencionó a Manafort su intención de retirar a Julian Assange de la embajada de Ecuador», aseguró el portavoz Jason Maloni a CNN.

En un cambio notable a su posición inicial hacia Assange, este año, la embajada ecuatoriana en Londres le informó que ya no pagará su alimentación, cuidados médicos, lavandería y otros costes relacionados con su estancia, lo que llevó a Assange a anunciar que presentaría una demanda judicial.

Ecuador le concedió asilo al fundador de WikiLeaks durante el gobierno de Rafael Correa, antiguo aliado pero ahora fuerte crítico y rival político de Lenín Moreno, quien asumió la presidencia en mayo de 2017.

El ultimátum de la embajada de Ecuador a Julian Assange para que cuide de su gato

Quién es Robert Mueller, el exjefe del FBI que investigará el escándalo que ha puesto contra las cuerdas a Donald Trump

Hasta ahora no existe evidencia de que Manafort hablara con Moreno en nombre de Trump o que las conversaciones estuvieran relacionadas con una presunta implicación de WikiLeaks para colaborar con el triunfo del candidato republicano en las elecciones presidenciales de 2016.

Tampoco se conoce si se habló de Rusia.

Como parte de las investigaciones por la «trama rusa», Manafort enfrenta más de una década en prisión por cargos que incluyen lavado de dinero, fraude fiscal, no informar cuentas bancarias extranjeras y manipulación de testigos.

Manafort fue acusado la semana pasada por «mentir reiteradamente» a los investigadores, aunque, hasta la fecha, no existe evidencia de que Trump haya tenido conocimiento de sus actividades.

Sin embargo, de acuerdo con medios estadounidenses y británicos, de lo que existen pocas dudas es de que las conexiones del exlíder de la campaña con Assange se remontan a mucho antes del encuentro con Moreno.

Qué está investigando Robert Mueller

El fiscal especial investiga desde el año pasado si hubo una posible colusión entre la campaña de Trump y el gobierno ruso para ayudarlo a ganar las elecciones de 2016.

Hay cuatro líneas potenciales de investigación, además de la conexión con WikiLeaks:

La reunión en la Torre Trump: el 9 de junio de 2016, entre un equipo ruso liderado por la abogada Natalya Veselnitskaya se encontró con Donald Trump Jr, Paul Manafort y Jared Kushner en la conocida Torre Trump de Nueva York.

El trato de Moscú: Michael Cohen, el exabogado de Trump que se ha declarado culpable ante la justicia de Estados Unidos, asegura que los vínculos de la Organización Trump con Rusia se extendieron hasta el final de la campaña de 2016. Asegura que él mismo se comunicó con un asistente del portavoz de Putin, Dmitry Peskov.

El despido de James Comey: las acusaciones señalan que Trump (o personas cercanas a él en la Casa Blanca) realizaron esfuerzos para obstruir la investigación sobre Rusia y ponen como ejemplo el despido del exdirector del FBI James Comey en abril de 2017. De acuerdo con Comey, su trabajo entró en riesgo luego de que Trump le pidiera lealtad y que desestimara una investigación sobre los vínculos con el Kremlin de su exasesor de seguridad nacional Michael Flynn.

El ciberataque ruso: Mueller ya ha presentado detalles sobre los esfuerzos rusos para influir en las elecciones presidenciales de 2016. Sus reportes alegan que hackers rusos usaron las redes sociales para crear noticias falsas, promover actividades en el terreno que incluían la recopilación de información por parte de operativos rusos y apoyo financiero para mítines y manifestantes.

Otros vínculos

A finales de noviembre, el diario The Guardian informó que Manafort se habría reunido con el líder de WikiLeaks en tres ocasiones en la sede diplomática de Quito en Londres: en 2013, 2015 y en la primavera de 2016.

Poco se sabe de qué sucedió o de qué se habló allí, pero la última fecha podría ser clave para futuras explicaciones, según el diario.

Fue en ese periodo, hace dos años, cuando Manafort se convirtió en uno de los rostros más cercanos a Trump en su carrera por la Casa Blanca.

Y fue también pocos meses antes de que WikiLeaks publicara una serie de correos electrónicos secretos del Consejo Nacional Demócrata que fueron hackeados presuntamente por oficiales de inteligencia rusos y que Hillary Clinton asegura contribuyeron a su derrota.

Tanto Manafort como Assange y el propio sitio de WikiLeaks negaron los supuestos encuentros en la embajada y los consideraron un «engaño».

Sin embargo, no fue esta la primera vez que se señalan supuestos vínculos de la campaña de Trump con el sitio de filtraciones.

Diversos reportes indican que durante la campaña de 2016 tuvieron lugar varios contactos entre Donald Trump Jr, el hijo mayor del presidente, y el portal creado por Assange.

No obstante, todavía no hay evidencia concreta de que algún asesor del Trump, su hijo o cualquier otra persona relacionada con la campaña del republicano tuvieran conocimiento, antes de su publicación, sobre la existencia de los correos electrónicos pirateados a los demócratas.

Gestor del imperio Trump, cazador y político emergente: Donald Trump Jr., el controvertido hijo mayor del presidente de Estados Unidos

Quién es quién en la familia de Donald Trump, a la que acusan de ocultar una herencia millonaria

Pero según el periodista de la BBC en Estados Unidos Anthony Zurcher, los reportes sobre estos posibles vínculos muestran que las presuntas relaciones entre WikiLeaks y la campaña de Trump se han convertido en uno de los temas centrales de las investigaciones sobre la «trama rusa».

Y cómo Ecuador encaja dentro de ese oscuro juego de fichas políticas es una interrogante que todavía falta por resolver.

Análisis para BBC Mundo de Anthony Zurcher, periodista de la BBC en Estados Unidos

En las últimas semanas, se ha hecho cada vez más claro que la investigación de Robert Mueller se está orientando vigorosamente hacia cualquier vínculo entre WikiLeaks y la campaña presidencial de Trump en 2016.

El fiscal especial ya ha llegado a la conclusión de que los hackers rusos utilizaron WikiLeaks para distribuir información dañina, por lo que cualquier conexión con personas relacionadas con Trump ayudaría a presentar un caso de colusión.

Debido a que el fundador de WikiLeaks, Julian Assange, ha buscado refugio en la embajada ecuatoriana de Londres durante los últimos seis años, esa conexión podría atravesar a Paul Manafort y su reunión con el presidente ecuatoriano, Lenín Moreno.

Si Manafort, que una vez fue el jefe de la campaña presidencial de Trump, abogó en nombre de Assange ante Moreno, podría ser una prueba concreta de la fortaleza del vínculo.

 

Muere el expresidente de EE.UU. George H.W. Bush a los 94 años

Washington.- (EFE).- El expresidente de EE.UU. George H.W. Bush (1989-1993) murió este viernes a los 94 años, según informó en un comunicado su hijo y también expresidente, George W. Bush (2001-2009).

«Jeb, Neil, Marvin, Doro y yo anunciamos con tristeza que después de 94 años extraordinarios, nuestro querido padre ha muerto», dijo en el comunicado.

Bush murió ocho meses después de que lo hiciera su esposa, la ex primera dama Barbara Bush, con la que estuvo casado 73 años.

George H.W. Bush fue piloto de guerra durante la Segunda Guerra Mundial, congresista, embajador en la ONU, director de la CIA, vicepresidente de Ronald Reagan entre 1981 y 1989 y puso fin a una carrera política de cuatro décadas como presidente.

Desde la Casa Blanca, Bush «41» (para diferenciarlo de su hijo, Bush «43») lideró el fin de la Guerra Fría, la primera guerra del Golfo y la invasión de Panamá mientras la Unión Soviética se derrumbaba y Alemania se reunificaba.

Los triunfos diplomáticos y bélicos no le bastaron para lograr la reelección, y en 1993 entregó al demócrata Bill Clinton las llaves de la Casa Blanca y se retiró a su hogar en Houston (Texas) junto a su esposa.

Bush sufría un tipo de parkinson que le impedía caminar y lo tuvo en silla de ruedas en sus últimos años de vida, en los que sus entradas y salidas del hospital fueron constantes sobre todo por problemas respiratorios.

En 2016, ni Bush 41 ni Bush 43 apoyaron al candidato republicano a la Casa Blanca y ahora presidente, Donald Trump, y según algunas filtraciones ambos votaron por la demócrata Hillary Clinton. Trump, de hecho, no acudió al funeral de Barbara Bush en abril.

En un comunicado, su oficina presidencial informó de que los detalles del funeral se anunciarán tan pronto como sea posible.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com